Novedades editoriales

Para esta semana te recomendamos dos novelas contemporáneas internacionales, una de autor africano y otra de una argentina radicada en Barcelona + un libro de fotografía que recorre por dentro la ex Cárcel de Encauzados de Córdoba capital, actualmente desocupada.

Título: “Ante los ojos del cielo”. Autor: Rachid Benzine. Editorial: Edhasa.

Vuelve a las librerías uno de los autores africanos que más ha crecido en los últimos años. Hablamos de Rachid Benzine (Así hablaba mi madre), marroquí de nacimiento pero radicado en Francia desde hace décadas, que siempre despliega en su narrativa historias mínimas de su pueblo de origen.

Una mujer toma la palabra. Se llama Nur, es hija de una prostituta, es prostituta ella también y se ha prometido que su hija no lo será. Es tunecina, el país vive su apogeo con la primavera árabe de 2011. Toma la palabra para desafiar al mundo. En ella y en su pareja, un poeta gay que también vende su cuerpo, están inscritas todas las luchas, los recuerdos dolorosos, las esperanzas, los avances y retrocesos de una sociedad autoritaria y machista que los condena a la marginalidad y que ejerce de manera natural la violencia. Su voz es un grito de guerra a la dominación, a través de su mirada vemos reflejadas otras vidas que aspiran a lo mismo: respeto, dignidad, igualdad.

Con una escritura intensa, con el indómito espíritu de la rebelión pacífica, Ante los ojos del cielo es un alegato contra la opresión y la injusticia. La acción se desarrolla en Túnez; podría suceder, con apenas pocos cambios en otros países árabes, en muchos de América Latina.  

Título: Cauterio. Autora: Lucía Lijtmaer. Editorial: Anagrama.

 

Es el verano de 2014. Una mujer joven que acaba de ser abandonada por su pareja huye de Barcelona a Madrid con un secreto y la convicción de que el apocalipsis se acerca. Cuatro siglos antes, otra mujer, Deborah Moody –quien pasó a la historia como «la mujer más peligrosa del mundo»–, se ve obligada a emigrar a las colonias de América del Norte cargando a su vez con otro secreto, muy distinto. ¿Qué tienen en común estas dos mujeres? ¿Por qué han decidido alejarse de aquello que conocen y empezar de nuevo?

Sus voces desgranan dos historias cruzadas sobre violencia e hipocresía, brujas y curanderas. Sobre Salem como posibilidad de un mundo nuevo en el que algo pueda fructificar, lejos de quien juzga y condena. Sobre Barcelona como un espacio hackeado, desalmado y roto por la gentrificación, al borde del colapso, en el que el enamoramiento es una enfermedad y nada puede salvarse. ¿O sí?

Lucía Lijtmaer (Buenos Aires) retrata aquí la ciudad como un personaje más, orgulloso y abandonado, que mira a sus habitantes por encima del hombro y parece decir: sigo aquí, pese a todo, húndete conmigo. Frente a la autodestrucción, la autora propone una solución radical: quemarlo todo. Solo así todo cauterizará.

Título: Lo deshabitado. Autor: Ezequiel Luque. Editorial: Eduvim.

Como parte de la nueva colección Tlön, dedicada a libros con producciones fotográficas de artistas que han capturado lugares, objetos y personas, jugando con la dimensión temporal y con la disyuntiva ficción-realidad, llega “Lo deshabitado”.

Se trata de una un libro del fotoperiodista Ezequiel Luque, que reúne 21 fotografías de los vestigios de la ex Cárcel de Encausados, clausurada desde 2012, pero cuyas instalaciones todavía se emplazan en el barrio Güemes, de la Ciudad de Córdoba, como apuesta a un proyecto de parque abierto.

El motivo de la obra fotográfica fue una intriga personal del autor, de imaginar cómo veían, desde adentro, las personas privadas de su libertad el paisaje que se alzaba desde afuera, sobre todo, el creciente horizonte inmobiliario. El impacto fue encontrar pertenencias de los presos, objetos varios, pintadas, una gran presencia de todo lo que pasó allí.

Luque organizó en 2012 el Colectivo Manifiesto, dedicado al fotoperiodismo y a la fotografía como herramienta militante y de visibilización de las problemáticas, desde una curaduría estética. Algo que continuó, en el 2016, en La Tinta, como editor periodístico y fotográfico, donde apuesta a la preponderancia visual en cada una de las páginas.

Babilonia Literaria

Read Previous

“Me interesa saber hasta qué punto tenemos control de nuestra vida”

Read Next

Recomendados del Club de Lectura: “El viento que arrasa”